MORELIA, Mich., 12 de diciembre de 2018.- “La lucha libre es un deporte que está un poquito olvidado aquí en la ciudad”, señala el luchador Mega Crazy, previo subirse a un improvisado ring que se colocó en una calle de la colonia Guadalupe con motivo de los festejos a la Virgen del Tepeyac.

Los luchadores de la ciudad han buscado apoyos con gobiernos, sindicatos y otras instituciones, “pero no apoyan al deporte, denigran mucho a la lucha libre”, explica el luchador enmascarado, quien dice que en los tres años que se realiza la lucha libre en esa colonia, han asistido y les ha gustado.

“Ahora sí que dónde nos llamen, nosotros le entramos porque nosotros somos la locomania” explica el luchador Chamaco López. Asegura que practican la lucha extrema; eso los hace los más fuertes de Morelia.

“Esto, arriba, no es un juego, han perdido la vida varios compañeros” señala el luchador Cobra Jr., quien les aconseja a los niños que les gusta esta actividad, que la tomen en serio como muchos deportes, que “lo agarren como debe de ser, este es un deporte que hay que platicar día con día, hay que prepararse”.

Los tres luchadores entrevistados, todos ellos rudos, aseguran que el gusto por la lucha libre mexicana ha crecido en el gusto no sólo de los niños sino también de los adultos, quienes suelen seguir constantemente sus actividades. Sin embargo, aún no le han dado proyección a este deporte, “es un afición muy bonita aquí en Morelia, lo que queremos, necesitamos, es que nos den un espacio”

Hay tres lugares en Morelia donde dan clases; en la colonia La Colina, en la calle 5 de febrero, y atrás de la Terminal de Autobuses de Morelia. Ahí dan clases los luchadores entrevistados.

Los luchadores pidieron apoyo de las autoridades porque a través de transmitir su trabajo, ayudan a los jóvenes y adultos a llevar una vida más sana, lejos de adicciones y violencia.